domingo, 12 de julio de 2015

La infanta y el cardenal - Ángel Alcalá (2015)

La infanta y el cardenal - Ángel Alcalá (2015)


Título: La infanta y el cardenal
Título Original: (La infanta y el cardenal, 2015)
Autor: Ángel Alcalá
Editorial: La Esfera De Los Libros
Colección: Novela Histórica,La Esfera Novela

Copyright:
© La Esfera de los Libros, S.L., 2015
© Ángel Alcalá, 2015
Edición: 1ª Edición: Enero 2015
ISBN: 9788490602676
Tapa: Dura
Etiquetas: España, arte, ficción histórica, histórica, inquisición, música, literatura española, Madrid, Medicina, novela, Iglesia, suspense, siglo XVIII, Felipe V, Borbones, Goya, intrigas palaciegas, guerra de Sucesión, reyes de España, Manuel Godoy, Carlos III, Luis de Borbón y Farnesio, motín de Esquilache
Nº de páginas: 528


Argumento:

La muerte del compositor y violonchelista italiano Luigi Boccherini sirve de excusa a la Condesa de Chinchón para enviar a dos ilustres conocidos a visitar a su madre, la infanta doña María Teresa de Vallabriga, viuda del infante don Luis de Borbón y Farnesio. A través de ellos conoceremos la historia de una sucesión y la comunión que existía entre la aristocracia y la cultura de aquella época.

Los recuerdos que afloran en sus conversaciones trazan las líneas de una documentación sobre la vida de ambos, infanta y cardenal, los derechos monásticos de don Luis y la conspiración urdida por su madre, la reina Isabel de Farnesio, en beneficio de Carlos IV.

Un apasionante relato con el que perderse por las calles de un lujoso y próspero Madrid, reconstruyendo la historia de los primeros borbones en España.


Opinión:

Con una narrativa exquisita y el gusto por la documentación, reflejo de los años que el autor se ha dedicado a escribir ensayo histórico abarcando temas tan variados como Medicina, Música, Iglesia o Inquisición, Ángel Alcalá consigue que sintamos interés por un tema tan complicado como es el de la sucesión monárquica de los borbones en España.

Si a este dato le sumamos, que tras la Guerra de Sucesión Española, Felipe V firmó e hizo jurar unas leyes que impedían acceder al trono a los no nacidos en territorio español, y que para evitar cumplirlas estableció durante su reinado una serie de inconvenientes para que no reinasen determinados descendientes; nos encontramos con una trama llena de suspense e intrigas palaciegas, con la que será imposible distraer nuestra atención de cuanto ocurre y se nos narra.

A través de este relato, y de los manuscritos y cartas que dejó Luis de Farnesio, conoceremos su vida y sus inquietudes, como llegó por imposición real a ser educado en la Iglesia, llegando a ser arzobispo de Toledo, y como fue relegado de su derecho de sucesión incluso antes de contraer matrimonio con doña María Teresa de Vallabriga. La Ley de Sucesión Fundamental, promulgado por su padre Felipe V y abolida durante el reinado de su hermano Carlos III, no sólo le apartó a él sino también a todos sus descendientes, lo que por derecho le correspondía.

Pero también hay tiempo para pasear por las calles de Madrid, imaginar sus amplias avenidas y sus diversos palacios, como el hoy destruido Palacio del Buen Retiro o el Palacio de Liria; alejarse de la villa y dejarse deslumbrar por el Palacio Real de Aranjuez o el gran Palacio Real de La Granja de San Ildefonso, con su ermita, fuentes monumentales y jardines. La descripción de todos estos espacios merece por sí sola la lectura, pues invita a una escapada de las que se recuerdan por mucho tiempo.

Francisco de Goya y Manuel Godoy se cuelan en los capítulos refrescando nuestra memoria y aportando nuevos datos al contexto de la novela, como también lo hacen las recreaciones de los bailes, las obras de teatro, la ópera o el significado oculto e intencionado de las pinturas que cuelgan en las paredes de los palacios.

El descontento popular hacia los ministros extranjeros y las pequeñas revueltas, entre ellas el Motín de Esquilache, alimentaron las esperanzas de los sectores contrarios a los reinados posteriores a Felipe V, y vieron en Luis de Farnesio la salida que el Estado necesitaba. Pero la promesa que le dio a su hermano Carlos III de no entrometerse, aun sabiendo que le correspondía el trono, y la posibilidad de enfrentar de nuevo a los españoles a una guerra civil, le convencieron para no tomar partido.

En su retiro voluntario como Conde de Chinchón, su vida transcurre entre la familia, la caza, a la que era aficionado como buen Borbón, y sobre todo la cultura, con especial interés por su extensa biblioteca, su colección de pinturas y el amor a la música. Aunque también hay sitio en este relato para hablarnos de sus escapadas, de los sentimientos febriles que le acompañaron desde bien pequeño, y que le hicieron tomar la decisión de abandonar la carrera eclesiástica para contraer matrimonio; eso sí, con una mujer impuesta por el rey, no fuera a ser que pusiera en peligro la cadena sucesoria.

Ángel Alcalá recrea con gran acierto la vida de un hombre que pudo reinar y la historia de una lealtad, primero a su madre y después a Carlos III, basándose en una extensa labor de documentación, que da como resultado su primera novela histórica y un enfoque imprescindible en el gran lío de las primeras sucesiones borbónicas.


16 comentarios :

  1. No lo conocía, pinta bastante bien, me gusta la temática... Me lo apunto =)

    Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cuando me lo ofrecieron no me pude resistir, sin saber muy bien que me iba a encontrar, y acerté,
      besucus

      Eliminar
  2. No me llama demasiado el libro
    de momento no creo que me anime
    un besito

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con lo que te gusta la novela histórica disfrutarías conociendo algunos datos que se aportan en ella; te la recomiendo,
      besucus

      Eliminar
  3. No la conocía pero tiene buena pinta, me gusta la novela histórica y de este periodo no he leído demasiado
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo es de las primeras lecturas que me encuentro de este periodo y seguro que repetiré,
      besucus

      Eliminar
  4. La verdad es que parece interesante aunque no sé si el ritmo será demasiado lento. Me gustan las novelas muy dinámicas.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No te preocupes por el ritmo, creo que es el adecuado para empaparse bien de cosas muy interesantes,
      besucus

      Eliminar
  5. Ya sabes que confío mucho en tus recomendaciones literarias pero esta novela quizá sea demasiado histórica y ya sabes que se me resisten...
    Besucos

    ResponderEliminar
  6. Interesante novela y me atrae, sobre todo, por hechos ya conocidos que figuran en ella, como el Motín de Esquilache, por ejemplo. Veo que merece la pena leerla. Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ésta es de las nuestras, no te la pierdas,
      saludos

      Eliminar
  7. Justo vi esta novela este fin de semana y me llamó la atención. La leeré seguro.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A ver si coincidimos cuando la leas,
      besucus

      Eliminar
  8. Tiene buena pinta, pero no sé por qué, no termina de atraerme, así que ya veré si me animo a leerla.
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Quizá por la portada que parece más biográfica o romántica que histórica; creo que te podría gustar,
      besucus

      Eliminar

prekes sodui